lunes, 4 de marzo de 2013

Burbujas




    Cada experiencia deja su huella

    quedan en nuestro bagaje

    retazos de sonrisas

    asomos de caricias

    pequeños rincones sombreados

    el rayo de luz tamizado a través de la ventana

    la silueta del gato noctámbulo

    la canción del agua en las acequias

    el sonido monocorde de la lluvia

    la risa amiga

    el guiño cómplice

    la voz que asalta nuestra puerta a deshora

    el despertar trasnochado de la aurora. 

    Imprime su estigma en la memoria el tiempo vivido

    y vuelve a nosotros en un salto rocambolesco 

    pirueta mágica en las neuronas.

    La insensata turbulencia de la vida queda atrás 

    y a cambio nos deja la suave presencia

    momentos únicos 

    fugaces

    imperecederos

    atesorados intocables

    por el guardián de los sueños.


No hay comentarios:

Publicar un comentario